¿Tus mascotas pueden comer piña?

Escrito por Dra. Karen Shaw Becker
apto para mascotas
mascotas pueden comer piña

Historia en Breve -

  • La piña contiene un compuesto único llamado bromelina, que tiene potencial antiinflamatorio y antibacteriano, según estudios en animales
  • Además de la bromelina, la piña contiene otros nutrientes que pueden ayudar a tu mascota, como vitamina C, betacaroteno y colina
  • Puedes ofrecerle a tu mascota piña natural o congelar los trozos para ayudarlo a mantenerse cómodo durante los días calurosos

La piña es una de las frutas más populares en todo el mundo, y por una buena razón. Su sabor dulce y picante combina muy bien con ensaladas de frutas o se puede disfrutar solo como un snack refrescante. Incluso se utiliza como ingrediente en platillos salados. ¿Pero qué pasa con tu amigo peludo? ¿Pueden disfrutar de unas rodajas de piña como tú?

La piña puede ser un sabroso manjar para mascotas siempre que la porción sea menos del 10 % de su consumo diario de calorías. Se puede agregar a la alimentación nutricionalmente adecuada y apropiada para la especie de tu mascota, siempre y cuando sea de la manera correcta.

El secreto de la piña es la bromelina

El nutriente más distinguible de la piña es la bromelina, que es un grupo de enzimas que se encuentran en la pulpa. La bromelina se ha utilizado en los seres humanos para ayudar a aliviar la sinusitis, los traumatismos quirúrgicos y la bronquitis. De forma curiosa la bromelina también puede ser de gran ayuda para tu amigo de cuatro patas.

Investigaciones con animales sobre la bromelina es limitada, pero los resultados se inclinan hacia el lado positivo. Por ejemplo, en un estudio realizado en 1997 publicado en Gastroenterology, la bromelina demostró tener propiedades antibacterianas que podrían ayudar a reducir la diarrea en modelos animales, y un segundo estudio confirmó resultados similares. En un estudio realizado en cerdos, la bromelina disminuyó la cantidad de E. coli presente en el tracto gastrointestinal. Los cerdos que recibieron bromelina también crecieron mejor.

Se descubrió que la bromelina ayuda a controlar la inflamación en animales. En un estudio con animales, los investigadores observaron menos inflamación intestinal y, en otro estudio, la bromelina ayudó a reducir los síntomas del edema.

Sabías que...

Dato curioso de la piña

piña

Las piñas pueden alcanzar tamaños muy grandes, dependiendo de las condiciones en que se desarrollen. En 2011, una jardinera de Australia llamada Christine McCallum pudo cosechar una piña que pesaba 8.28 kilogramos (18.25 libras) y medía 32 centímetros (12.59 pulgadas) de largo. La fruta tardó dos años en crecer.

Fitonutrientes y vitaminas adicionales de la piña

Aparte de la bromelina, la piña contiene otros nutrientes que podrían contribuir al bienestar de tu mascota. Una sola cucharada puede proporcionar 57.8 microgramos de betacaroteno, 0.56 miligramos de colina y 78.9 miligramos de vitamina C. Analicemos cómo funciona cada uno de estos nutrientes.

El betacaroteno es un fitonutriente/carotenoide precursor que se convierte en vitamina A. Uno de los beneficios más notables del betacaroteno es el apoyo a la función del sistema inmunológico, en especial si tienes un perro mayor. En un estudio publicado en 2003, los investigadores observaron que incrementar el consumo de betacaroteno "restauró las respuestas inmunológicas en los perros mayores en comparación con los controles de la misma edad y sus contrapartes más jóvenes".

El betacaroteno de la piña también podría ayudar a mejorar la vista de tu mascota. En un estudio publicado en el Journal of Nutritional Science, una mezcla de carotenoides, que incluye betacaroteno, mejoró la vista en los perros de prueba.

En cuanto a la vitamina C, es un nutriente esencial que se debe obtener de manera regular de la alimentación de tu mascota. Su importancia es conocida en la nutrición humana y lo mismo se aplica a la nutrición animal. Un estudio publicado en el Canadian Journal of Veterinary Research señaló que la vitamina C funciona como "un cofactor de las enzimas involucradas en la biosíntesis de colágeno, carnitina y norepinefrina". Además, tiene cualidades antioxidantes que podrían ayudar a capturar las especies reactivas del oxígeno y las especies reactivas del nitrógeno.

La colina, de acuerdo con un estudio publicado en Veterinary World, se considera un nutriente importante. Desempeña muchas funciones importantes, como la síntesis de neurotransmisores, la función muscular y el transporte de lípidos hepáticos. Los investigadores también señalaron que los perros podrían beneficiarse de la capacidad de la colina para "promover la salud a largo plazo, en particular, la salud del corazón, el cerebro y el hígado".

Sabías que...

Sabías que...

piña

Una planta de piña por lo general tarda de 32 a 46 meses en producir la fruta que todos conocemos y amamos. Lo interesante de la planta es que solo produce una fruta en toda su vida.

¿La piña es segura para tu mascota?

En Internet existe mucha información errónea sobre frutas, vegetales, frutos secos y semillas saludables. Esto se debe a que los sitios web han etiquetado todos los riesgos (como el riesgo de consumo excesivo que causa problemas gastrointestinales o asfixia con piezas o trozos demasiado grandes) como "toxicidades", lo cual no es cierto. Sin embargo, han logrado confundir a millones de dueños. En el caso de la piña, la cáscara puede representar un peligro de asfixia, por lo que es posible que la veas como una fruta peligrosa en algunos sitios web.

La piña puede ser un bocadillo delicioso y nutritivo para tu mascota, siempre y cuando se la des en las cantidades adecuadas. No te preocupes por la posible toxicidad de la bromelina en tu mascota. De acuerdo con un estudio en el que los perros recibieron 750 miligramos de bromelina por kilogramo de peso, no se reportó toxicidad.

Cuando le des piña, debes tener en cuenta el contenido de azúcar. Una sola cucharada de piña contiene 1.01 gramos de azúcar. Por lo tanto, es importante que limites la ración de los bocadillos. Una buena estrategia es rotarla con otros bocadillos saludables a lo largo del día.

Como regla general, los bocadillos deben representar menos del 10 % del consumo calórico diario de tu mascota. Estos alimentos se deben administrar como un snack saludable, no como un reemplazo de alimentación. La mayor parte de la nutrición de tu mascota debe provenir de comidas nutricionalmente completas.

Consejos para elegir y alimentar a tu mascota con piña

"Si le quieres dar piña a tu mascota, puedes darle las que son cultivadas de manera convencional".

De acuerdo con el Grupo de Trabajo Ambiental (EWG, por sus siglas en inglés), la piña ocupa el tercer lugar en su lista Clean Fifteen. Esto significa que las piñas cultivadas de forma convencional que se venden en los Estados Unidos tienen muy pocas cantidades de pesticidas, están limpias y son seguras para comer. En cuanto a preparar piña para tu mascota, este es un procedimiento fácil de seguir de la revista Better Homes & Gardens:

  1. Enjuaga y limpia la cáscara de la piña. Luego, corta la corona verde y el extremo del tallo de la fruta.
  2. Deja reposar la piña en un extremo y retira la cáscara de arriba a abajo. Trata de cortar lo más cerca posible de la cáscara para no desperdiciar mucha pulpa. Luego, quítale los ojos.
  3. Corta la piña en cuatro trozos de arriba a abajo y retira el centro de cada rodaja.
  4. Corta las rodajas en trozos pequeños, del tamaño de un bocado y adecuados para tu mascota.

La mejor manera de ofrecerle a tu mascota los beneficios de la piña es dársela cruda. Cuando hace calor, también puedes congelar trozos antes de proporcionárselos a tu perro, pero asegúrate de que el tamaño sea lo suficientemente grande para que no represente un peligro de asfixia (no le des alimentos congelados a los animales que se tragan los alimentos). Bajo ninguna circunstancia debes darle trozos de piña enlatada porque el exceso de azúcar en estos productos podría causar problemas de salud.